Salte la navegación

Hoy hablare de la nada con razón y sin ella, a manera de reclamo o del dejo de no haberlo podido decidir aún, tratando de encontrar un poco de coraje y arrojo para no pensar en el posible de mal gusto y terrorífico arrepentimiento.

Haberlo buscado no completo la idea de cumplir un momento digno de llevar por siempre como una representación de algún pináculo en la vida. No lo fue ninguna cruz con alguna serpiente enroscada clavada en piedras que alguna vez dibuje tantas veces, tampoco fue ese eclipse de Luna en diagonal con un sol estilizado desprendiendo su energía en forma de picos curvos largos que también dibuje un millón de veces, tampoco fue la tortuga en el arco del pie que alguna vez se me ocurrió, tampoco fue algún brazalete rudo en el brazo o el texto que le dedique a mi padre. Tantas cosas que se me han ocurrido y nada me anima a hacerlo.

Ahora me animan mas los pulpos y los temas marinos, los barcos o los amarres con anclas, mañana no lo se. Espero encontrar pronto el gatillo que libere la confianza y la emoción de saber que sera lo correcto.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: